Rincón destacado ACFCS: para Cesar Bula de AML Analytics, la capacidad de adaptarse, aprender y superar falencias lo colocó en el centro de la escena ALD/CFT

  • En este rincón de ACFCS para el Miembro Destacado, un ingeniero en informática con 8 años de experiencia en cumplimiento comparte su viaje durante los últimos años desde el trabajo técnico con computadoras a la lucha contra el delito financiero en compañías de alcance internacional.
  • En el 2013, el ingeniero Cesar Bula comenzó esta nueva etapa en su carrera y en su vida en el área de prevención de lavado de dinero sin ningún conocimiento previo, solo con su capacidad de adaptarse, aprender y superar sus falencias en la práctica. Hoy tiene a su cargo el área comercial en América Latina de AML Analytics
  • Con la experiencia que adquirió Cesar está ayudando a diversos grupos a ver el panorama más amplio para que las organizaciones que asesora no subestimen las áreas de control y cierren las vulnerabilidades.
  • Hay instituciones y entidades que no tiene mecanismos de control y siguen confiando, muy equivocadamente, que a ellos no les puede pasar nada adverso, que solo es un acto de fe.
  • Para Cesar, suerte es cuando la capacidad se cruza con la oportunidad. Esto implica que debemos estar preparados, capacitados para encontrar las oportunidades.

Cesar no planeó convertirse en un soldado contra el FinCrime

Para el Ingeniero Electrónico colombiano Cesar Raul Bula la chispa que lo llevó a dedicar su vida a luchar contra el vertiginoso avance de los delitos financieros no se produjo tan temprano en su profesión; una carrera que dio los primeros pasos proporcionando soporte técnico y arreglando computadoras en Compaq Computer (actual HP) a medida que aprendía y conocía más del negocio hasta que finalmente se le abrió de par en par la puerta del FinCrime.

Fue en el 2013, teniendo como ventaja un background técnico y las habilidades para ofrecer el producto orientado a las necesidades de los clientes, que Cesar comenzó esta nueva etapa en su carrera y en su vida en el área de prevención de lavado de dinero sin ningún conocimiento previo, solo con su capacidad de adaptarse, aprender y superar sus falencias en la práctica y sacar adelante un grupo comercial dedicado a la comercialización de productos de screening de clientes para América Latina.

Estos fueron los alicientes para adentrarse en el mundo de la prevención de crímenes financieros. Cesar estudió y participó en cuanta conferencia, evento y charla tenía a su alcance para acelerar su curva de aprendizaje y tomar las enseñanzas de los expertos para suplir la falta de experiencia. Hoy, como Vicepresidente de Ventas, tiene a su cargo el área comercial en América Latina de AML Analytics compañía inglesa líder en pruebas independientes para el sector regulado.

A lo largo de su carrera Cesar, quien cuenta con un Máster en Computer Science & Software Development, ha aprendido muchas cosas, pero por sobre todo ha aprendido de los malos consejos que no hay consejos malos, sólo malas personas con intereses contrarios que dicen lo que uno quiere escuchar. De los consejos malos y los errores tal vez sea desde donde más se pueden obtener valiosos aprendizajes. El peor consejo que recuerda es uno que lo alentaba a mantenerse calmo y tranquilo porque él era indispensable y no lo podían mover del cargo, un consejo que aceptó y que luego pasó mucho tiempo lamentándolo; sin darse cuenta en su momento de la valiosa lección que incluso los malos consejos pueden dejar.

Ser mejor, saber más, aprender…

En esta nueva etapa de su vida profesional vio un tremendo interés, una pasión en los profesionales del FinCrime que comenzó a impulsarlo para ser mejor, saber más, aprender. Ese conocimiento lo llevó a pensar que estos profesionales estaban haciendo algo bueno por la sociedad, trabajando en la lucha contra el flagelo y él quiso ser parte de este grupo. Esto lo inspiró a iniciarse profesionalmente en la prevención de crímenes financieros y todo lo que se encuentra a su alrededor. Ahora quiere pensar que transmite esa pasión por el trabajo y el conocimiento.

Estudiar continuamente, siempre estar aprendiendo y mantenerme actualizado; tomar la experiencia de expertos consultores y difundirla ha sido la clave para el progreso y el desarrollo no solo profesional sino también personal. Está convencido de que estamos del lado correcto de la historia y de que es necesario continuar trabajando, combatiendo el flagelo de los delitos financieros.

«Lo principal es crear empatía. Entender la posición de la contraparte; escucharlos. Entender su punto de vista, sobre todo crear un vínculo de confianza». Cesar Bula

Cesar entiende que uno de los atributos más importantes que puede tener un profesional en su rol para poder ser exitoso es crear empatía, entender la posición del otro; entender su punto de vista y sobre todo crear un vínculo de confianza. En sus interacciones profesionales las contrapartes están esperando recibir una ayuda, recibir un buen consejo, una guía para mejorar su entorno, proteger sus vulnerabilidades.

La formación en prevención de lavado de dinero y crímenes financieros la ha adquirido en Inglaterra, Estados Unidos, México, Panamá, y Colombia. Especialista en el área de Cumplimiento, Prevención de Lavado de Dinero y Prevención del Fraude (Riesgos y Control Interno) y la completó con su más reciente certificación de ICA International Diploma in Anti-Money Laundering  2021

César es conferencista invitado de postgrados y maestrías en cumplimiento, riesgos, y prevención de lavado de activos. Ponente en congresos de prevención ALD/CFT en América Latina y el Caribe y tuvo la amabilidad de compartir algunas de sus ideas en nuestro más reciente rincón para miembros de ACFCS.

¿Quién te inspira o te ha inspirado?

Mi padre, él con una educación básica y proveniente de un hogar humilde, siempre nos inculcó la honestidad y el respeto.

Hacer las cosas bien en un ambiente difícil para crecer y una sociedad donde coloquialmente “el vivo vive del bobo” y el dinero fácil es la meta. Educación y altos valores morales fueron su legado. Ahora, transmito esos mismos valores y veo que con mi trabajo puedo difundirlo y lograr algún cambio.

¿Qué es lo que has aprendido, relacionado o no con la industria, en los últimos meses?

Durante estos meses de pandemia han sido muchas las enseñanzas. He aprendido a ser paciente. Pero lo que más he disfrutado aprender en el último mes ha sido a cultivar hortalizas. Algo muy banal pero que seguro me servirá en un futuro en una próxima pandemia o un apocalipsis.

¿Qué cosa tuya probablemente no mucha gente sepa?

No es nada oscuro, tampoco me avergüenza, pero prefiero seguir manteniéndolo en secreto.

¿Qué haces en tu puesto actual?

Tengo a mi cargo el área comercial y de ventas en América Latina en AML Analytics, compañía inglesa líder en pruebas independientes para el sector regulado, RegTech. Ofrecemos servicios de validación de las tecnologías de monitoreo de transacciones y sanciones, para combatir los riesgos asociados con los delitos financieros. Los servicios que ofrecemos buscan medir la eficiencia y eficacia de los sistemas de transacciones y de sanciones de clientes.

Hemos orientado nuestro esfuerzo para ofrecer validadores que monitorean los sistemas de transacciones y señales de alerta o banderas rojas (Red Flags) que permiten a las instituciones estar seguras de que sus sistemas están funcionando de manera adecuada y cumplen con los parámetros exigidos por los reguladores.

Trabajamos de la mano con los reguladores, a través de todas las geografías, ofreciendo revisiones temáticas que comprueban la eficacia y eficiencia de sus sujetos obligados en una misma medida bajo los mismos parámetros obteniendo un “Benchmark” país (punto de referencia país).

¿Cómo es tu trayectoria profesional en delitos financieros?

Con sólo 8 años en este mercado, considero que voy muy bien. He tenido la oportunidad de compartir y aprender de los mejores de la región y de personas y consultores que son punto de referencia para el sector. He estudiado y participado en capacitaciones en diversos países lo que ha enriquecido mi experiencia y me ha permitido ajustar la teoría con la cultura de los países con lo cual he obtenido un mayor entendimiento del porqué de las normas y sus interpretaciones.

Esto me permite compartir una experiencia multicultural y aportar conocimiento y experiencias a las entidades a las cuales les prestamos servicios y consultoría. He seguido estudiando y aprendiendo para continuar con mi crecimiento y participando en eventos regionales. Me mantengo actualizado con las últimas tendencias de la industria, el mercado y las leyes y normas regulatorias.

¿Cuál es el mejor consejo que has recibido?

Es difícil decir cuál ha sido el mejor concejo que he recibido. Han sido muchos; muchas frases, muchos consejos que se han aplicado a mi vida profesional como a mi vida laboral. Muchas frases coloquiales de la cultura popular que han sido referentes en su momento.

En este sector de prevención de crímenes financieros, siempre viene a mi memoria una frase popular que siempre es posible aplicar y que da una guía básica: “piensa mal y acertarás”.

Consejos valiosos de jefes a quienes he admirado y aún admiro, que puedo resumirlos en “mantenerme atento a mi entorno, nunca dejar de aprender y ser inteligente al momento de tomar decisiones”.

¿Cuál es el peor consejo que has recibido?

Debo decir que he recibido muy malos consejos sobre todo en el aspecto profesional. Los catalogo como malos consejos porque los acepté y los resultados fueron contrarios a lo esperado.

He aprendido de todos los malos consejos que no hay consejos malos, sólo malas personas; estas con interese contrarios que te dicen lo que quieres escuchar o simplemente no te apoyan. El peor que recuerdo fue: “Tranquilo que tú eres indispensable y no te pueden mover del cargo”. Yo lo creí y duré mucho tiempo lamentándolo.

¿Cuáles dirías que son los atributos más importantes para que alguien en tu rol pueda tener éxito?

Lo principal es crear empatía. Entender la posición de la contraparte; escucharlos. Entender su punto de vista sobre todo crear un vínculo de confianza. La contraparte está esperando recibir una ayuda, recibir un buen consejo, una guía para mejorar su entorno, proteger sus vulnerabilidades en cuanto a sus sistemas de transacciones y sobre todo a proteger su riesgo reputacional.

Nuestros clientes quieren evitar ser sancionados por no tener sistemas adecuadamente afinados. Han invertido dinero en tecnología, pero no han realizado las pruebas de control ni han realizado planes de mejoramiento continuo. Es mucho lo que está en juego y confían en los servicios que les podemos ofrecer. Es una solución que se ajusta a todas las instituciones reguladas; es un trabajo conjunto para conocer los detalles y los alcances. Por eso la empatía es la clave para una relación de confianza y que pueda rendir frutos.

¿Cómo ha cambiado y evolucionado (el cumplimiento, las investigaciones, etc.) durante tu carrera?

En este poco tiempo he sido testigo de muchos cambios; todos cambios que demuestra una evolución en el sector. Cambios en los reguladores quienes han mejorado sus planes de revisión y son coherentes con las normas internacionales y no solo regulan y supervisan, también prestan guía y orientación a los sujetos obligados.

Las instituciones se han dado cuenta que nos solo deben cumplir con las regulaciones, sino que estas normas permiten un acceso a mercados internacionales y facilitan la labor del día a día. Implementar tecnologías, controles y planes de mejoramiento continuo les da la tranquilidad que será más difícil caer víctimas de una red de delincuentes financieros.

Los proveedores hemos mejorado nuestras tecnologías para apoyar a los reguladores e instituciones a estar dentro de las normas de una manera fácil y óptima. Los eventos, congresos y capacitaciones ahora son más prácticos, más interactivos; no solo son presentaciones. Los casos de trabajo, los trabajos en grupo, el crear un espacio para la discusión ha permitido mejorar el entendimiento y obtener mejores resultados de las capacitaciones.

¿Cuáles consideras que son los desafíos clave relacionados con los delitos financieros en tu función o en el sector en general?

El reto será siempre trabajar por estar un paso delante de los delincuentes. Nosotros despertamos pensando en mejorar nuestros sistemas de control; ellos despiertan pensando cómo mejorar los métodos para evadir nuestros controles. Nuestro reto será siempre estar en continua mejora y tratando de tener las mejores tecnologías de control.

La prevención de los crímenes financieros requiere de una actualización y evolución continua. Esto implica que debemos estar siempre estudiando para estar preparados y estar muy informados de nuevas tecnologías de control, de alerta y de prueba para mantener nuestras organizaciones un paso delante de los perpetradores.

¿Qué te motivó a convertirte en un profesional en delitos financieros?

Cuando comencé esta nueva etapa en mi carrera profesional, en 2013, debo ser honesto, no me pareció importante ser profesional en la materia. Mi función era otra y no consideré que debía adentrarme en el tema.

A medida que pasaba el tiempo y participaba en conferencias y hablaba con expertos, sentía esa pasión por lo que estaban haciendo, esto comenzó a despertar mi curiosidad y comencé a estudiar, a entrenarme. Esa pasión que veía en ellos comenzó a impulsarme para ser mejor, saber más, aprender. Este conocimiento me llevo a pensar que estos grupos estaban haciendo algo bueno por la sociedad, trabajando en la lucha contra el flagelo y yo quise ser parte de este grupo.

¿Hay algo que te haya sorprendido en tu puesto actual?

He mencionado que el sector ha crecido y ha evolucionado, por eso me sorprende que instituciones sigan subestimando el riego reputacional; subestimen las áreas de cumplimiento y continúen siendo vulnerables.

Por múltiples razones, entidades no tiene mecanismos de control de auditoría; siguen confiando que a ellos no les puede pasar, que con solo un “gasto en tecnología” estarán cubiertos ante los entes de regulación y los ataques de los perpetradores.

¿Cómo conseguiste tu primer trabajo y qué consejo les daría a otros profesionales que están buscando trabajo para ayudarlos a conseguir su primer puesto?

Mi primer trabajo lo conseguí en el área de tecnología haciendo mantenimientos de equipos informáticos. Era uno de los caminos cuando te gradúas de ingeniero electrónico y quieres desarrollarte en tecnología. Me desarrollé en el segmento hasta lograr cargos en áreas comerciales y posteriormente vino el cambio al sector de prevención de crímenes financieros.

Mi recomendación es siempre mirar hacia adelante, mantener el optimismo y ser positivo en todo momento. Solo con estudio y entrenamiento se mejora y el “campo visual” se agudiza para hallar mejores oportunidades. Es, progreso, es evolución.

Suerte es cuando la capacidad se cruza con la oportunidad. Esto implica que debemos estar preparados, capacitados para buscar las oportunidades. Nos pasa que se nos cruzan oportunidades y por no estar preparados no podemos tomarlas o peor, no vemos las oportunidades.

¿Cuál es la parte más gratificante de tu trabajo?

Es una gran satisfacción cuando los servicios que ofrecemos de control y verificación ayudan a los clientes. Cuando es palpable un resultado de mejora y hay una satisfacción en que los servicios que han adquirido han hecho mejorar el desempeño de su trabajo en general.

Es reconfortante ver cómo los mecanismos de control los ayudan a mantener un plan de mejoramiento constante. Es satisfactorio ver que lo que comienza como una relación clientes – proveedor se convierte en una relación de confianza de beneficio mutuo logrando una amistad más allá del trabajo.

Para los profesionales con 5-10 años de experiencia, ¿qué consejo les darías para ayudarlos a ascender en sus carreras al siguiente nivel?

Un profesional con 5-10 años de experiencia puede haber llegado a una –mal llamada— zona de confort. Están en un punto que todo lo saben (o creen que todo lo saben) por lo cual entran en una rutina. Mi recomendación es colocarse nuevos retos; volver a estudiar, a certificarse; volver a ampliar sus conocimientos y mantenerse actualizados.

Llevan mucho tiempo mirando en un solo sentido y tal vez es momento de mirar a los lados; crecer en sus cargos; mirar nuevas oportunidades. La experiencia que tiene es un valor muy alto y puedan ayudar a crecer a colegas u organizaciones que apenas están comenzando.

¿Por qué te uniste a ACFCS y / u obtuviste la certificación CFCS?

Me uní a ACFCS para estar en un espacio rodeado de profesionales que son los mejores en sus áreas. Este espacio permite un crecimiento del grupo. En lo personal me permite crecer y analizar más puntos de vista. También el hecho de compartir mi experiencia, considero será de ayudar a muchos.

Los eventos y congresos que realiza la ACFCS nos permiten llegar a más profesionales con nuestra oferta de servicios. No solo a las entidades financieras sino también a los entes reguladores con tecnologías para optimizar sus trabajos ya sean como entes regulados o como reguladores.

Es reconfortante siempre estar rodeado de profesionales en un ambiente académico que nos permite progresar, aprender y estar siempre actualizado con las últimas tendencias de la industria y el sector.